Su predicción de los agujeros negros es confirmada 50 años después


Un grupo de científicos confirmó uno de los teoremas más famosos del físico británico Stephen Hawking, después de haber transcurrido 50 años de su enunciación. La teoría, que plantea que el área del horizonte de eventos de un agujero negro nunca puede disminuir, fue confirmada por científicos del prestigioso Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) de los Estados Unidos y otros centros de investigación.

Nada puede escapar de la fuerza de un agujero negro

Según esta teoría, el área del horizonte de eventos de un agujero negro nunca puede disminuir y nada, ni siquiera la luz, puede escapar, tragado por la fuerza de su gravedad.

Dentro de un agujero negro ocurren procesos muy extremos, en los que no se aplican leyes físicas que creemos que son universales; aunque es curioso que cosas similares a las leyes de la termodinámica sucedan a nivel micro físico.

Los agujeros negros son uno de los fenómenos más enigmáticos del universo. Para que se formen, una estrella primero debe morir. Además, todo lo que entra en un agujero negro nunca puede escapar, ni siquiera la luz, y en su centro, el tiempo y el espacio se detienen.

La teoría de Stephen Hawking

Stephen Hawking, físico fallecido en 2018, propuso este teorema, uno de los más importantes sobre la mecánica de los agujeros negros, en el año 1971.

El teorema enuncia que el área total del horizonte de eventos de un agujero negro nunca debería disminuir, y esta proposición es considerada paralela a la segunda ley de la termodinámica.

Indica que la entropía, magnitud utilizada en termodinámica para medir el grado de desorden en un sistema, nunca debe disminuir tampoco. Cuanto mayor es la entropía en un proceso físico o químico, menos organizada y más aleatoria es.

Pero esta proposición era un tanto confusa, ya que se creía que los agujeros negros, por su propia naturaleza, nunca dejaban que la energía se escapara o irradiara.

Hawking fue capaz de coordinar estas ideas en 1971, demostrando que los agujeros negros tienen entropía y emiten radiación en escalas de tiempo muy largas si se tienen en cuenta sus efectos cuánticos, dijo un comunicado del MIT.

Este comportamiento fue denominado “radiación de Hawking” y es considerada una de las revelaciones más importantes realizadas hasta el momento, sobre los agujeros negros.

Pero los científicos aún no habían podido verificar visualmente este teorema. 50 después, eso fue posible.

Deja a continuación tus opiniones y comentarios sobre este tema.