Dos buenas noticias para el Barça


El Barça necesita buenas noticias. Y los barcelonistas, aún más. Inmersos, como estamos, en un cúmulo de tristezas interminables (la sorprendente marcha de Messi, el pésimo rendimiento del equipo, la grave crisis económica del club…), resulta imprescindible empezar a recibir impactos informativos positivos. Como el ‘debut’ del Kun Agüero con gol incluido. O la renovación de Pedri hasta el 2026, con cláusula anti-jeques de 1.000 millones de euros. Son dos noticias extraordinarias que sirven para que los culés crean, de verdad, que hay luz al final de este oscuro y lóbrego túnel. Para que crean que este Barça tiene presente. Y, sobre todo, futuro. Y son dos noticias excepcionales para un Laporta que se juega mucho en la asamblea del próximo domingo. El presidente necesita, más que nadie, que los socios y aficionados tengan nuevas ilusiones a las que agarrarse. 

Que el Kun pueda empezar a jugar deberíamos celebrarlo como un fichaje. El 31 de mayo fue anunciada oficialmente su llegada y fue presentado, pero no se incorporó a los entrenamientos hasta el 30 de julio. Se lesionó antes del Gamper y todavía no ha vestido la camiseta blaugrana en un partido oficial. Ayer, participó en un amistoso contra el Cornellà y marcó su primer tanto. Todo parece indicar que ya podría jugar este domingo contra el Valencia. Aunque solo sea unos minutos. Sería un extraordinario refuerzo ofensivo para el equipo de Koeman, al que tanto le cuesta ver portería. De hecho, el Barça solo ha marcado 11 goles en los 9 partidos disputados (siete de Liga y dos de Champions). La presencia del Kun en ataque puede cambiar esta dinámica. Un tridente formado por Ansu-Agüero-Memphis empieza a ser atractivo para los barcelonistas y temibles para los rivales. 

También es una extraordinaria noticia que el Barça haya llegado a un acuerdo con Pedri para ampliarle el contrato hasta el 2026. El joven futbolista canario será una pieza fundamental en el nuevo Barça que se está construyendo. Y atarlo con una cláusula de 1.000 millones de euros evitará malas tentaciones a los clubs multimillonarios. No habrá ningún jeque que pague esa cifra desorbitada, por mucho que Pedri se convierta en uno de los mejores jugadores del planeta. Que va camino de serlo. No en vano ya está entre los 30 finalistas al Balón de Oro con solo 18 años… Lo dicho, una gran noticia.