La apuesta flexitariana de Marcos Galperin: el dueño de Mercado Libre invirtió en una startup local que vende congelados y alimentos hechos con plantas


José Robledo y Adolfo Rouillon, fundadores de Frizata

Ellos se definen como una “foodtech flexitariana”, o una empresa de alimentos para vegetarianos flexibles que, de tanto en tanto, comen carne. O, como dijo Infobae hace un año y medio, quizás busquen ser el Netflix de la comida. Cómo sea, Frizata está en uno de los rubros más “calientes” del mundo de las inversiones relacionadas con la nueva generación de alimentos: la comida plant based, o basada mayormente en plantas. En resumen, hamburguesas que tiene gusto carne, pero que no están hechas de carne de vaca sino de una combinación a nivel molecular de soja, huevo, cebollas, remolachas y otros productos que, combinados, hace que ese medallón tenga aspecto, textura y sabor a “carne”.

Esta compañía que fundaron Adolfo Rouillon y José Robledo, y cuyo core business es la venta de alimentos congelados –de todo tipo– directamente a los consumidores, sin intermediarios, anunció hoy una nueva inversión, esta vez de USD 5 millones, liderada por SP Ventures, el fondo de venture capital brasileño líder en agri-foodtech en la región. También participaron popes del mundo tech, como Marcos Galperin, el CEO, presidente y fundador de Mercado Libre; Jaime Soler Bottinelli, ex CEO global de Cencosud; Gonzalo Ramirez Martiarena, ex CEO global de Louis Dreyfus, CEO de Swiss Pampa e inversor de alimentos sustentables; y Glocal AgriFood Tech, entre otros.

“Somos una compañía nativa digital que integra todos los procesos: somos responsables desde la producción, desarrollo de marca, comercialización (online), hasta la distribución, y garantizamos una experiencia completa al consumidor” (Roullion)

“Esta inversión nos permitirá no solo sumar recursos financieros para continuar nuestra expansión, sino también una increíble red de gente con mucha experiencia y muy prestigiosos que nos van a ayudar a seguir con nuestro sueño de una Frizata global y de poder llevar mejores alimentos para muchas más personas en cientos de ciudades en todo el mundo. Queremos que esta revolución de alimentos flexitarianos directos al hogar no se detenga”, le dijo Rouillon, CEO de la empresa, a Infobae.

Marcos Galperin, fundador, CEO y presidente de Mercado Libre
Marcos Galperin, fundador, CEO y presidente de Mercado Libre

“Somos una compañía nativa digital que integra todos los procesos: somos responsables desde la producción, desarrollo de marca, comercialización (a través de la tienda online), hasta la distribución, y garantizamos una experiencia completa al consumidor. Este contacto directo con el cliente nos permite innovar sin límites y a velocidad digital”, agregó Rouillon, quien junto a su socio Robledo son emprendedores Endeavor.

Hace 20 años ambos fundaron Amtec, una empresa de desarrollo de software, que compró Neoris. En 2008 lanzaron Congelados del Sur, una compañía de alimentos congelados para grandes compañías alimenticias y cadenas de supermercados. “Frizata nace del profundo entendimiento de ambas industrias”, destacaron en un comunicado.

“Quedamos muy impresionados con la visión de los fundadores sobre el valor de la propuesta que Frizata está llevando a los consumidores. El suministro de alimentos congelados flexitarianos y de alta calidad, desafiando la distribución tradicional, fue una propuesta de valor convincente. Frizata está creando algo increíblemente único. Tener acceso directo a los consumidores agrega capacidades rápidas de innovación, lo que vemos como fuertes ventajas competitivas a largo plazo”, afirmó Alexandre Stephan, socio SP Ventures.

La hamburguesa de "carne" meat-free de la marca
La hamburguesa de «carne» meat-free de la marca

La empresa factura unos 15 millones de dólares y tiene presencia en cinco ciudades de Argentina, en Santiago de Chile y en San Pablo, en Brasil. En septiembre prometen desembarcar con su primera tienda online en EEUU, en la ciudad de San Francisco. El plan de la marca es llegar a más de 200 ciudades en todo el mundo.

La segunda fase de la foodtech comprende el desembarco en Singapur, plataforma para el sudeste asiático, Londres, Madrid y Ciudad de México y para esto la compañía ya puso en marcha la búsqueda de inversores para su serie B. “Ya estamos en conversaciones con diferentes fondos. Esta inversión será clave para continuar sumando los mejores profesionales e innovadores al equipo, acelerar la expansión geográfica, nuevas categorías de productos, una segunda ‘agile facility’ y redoblar la inversión en I+D y nuevas tecnologías”, detalló Robledo.

Roullion y Robledo son emprendedores de la Red Endeavor
Roullion y Robledo son emprendedores de la Red Endeavor

Frizata tiene un modelo de negocios que responde al concepto Digitally Native Vertical Brand (DNVB, o empresa nativa digital integrada verticalmente), que busca cambiar un sector, el de los alimentos, que suele tener poca innovación. Los ultracongelados de la marca no tienen conservantes y la empresa tiene un portfolio de más de 75 productos. También cuenta con una línea meat-free –hamburguesas con gusto a carne que no son de carne y otros productos– que completa con 40 alimentos vegetarianos.

“Somos disruptivos en la cadena de valor, como Netflix lo fue con el cable y la tevé abierta”, definió Roullion en una entrevista con Infobae el año pasado.

“La industria y la distribución de alimentos no innovó en los últimos 50 años: fábrica, distribuidor, grandes cadenas con un inventario y muchos revendedores en el medio. Lo que tiene un costo de producción de $100, vale $400 al público. No puede ser, hay algo que está mal. En la región, y Argentina está dentro de ese promedio, las familias gastan un 25% de sus ingresos en alimentos, en comer. Es muy relevante el impacto que se pueda hacer en esos costos y sobre todo, en la calidad de los alimentos que se consumen”, dijo el emprendedor.

SEGUIR LEYENDO:

Éxodo de empresas: ya son más de 20 las multinacionales que dejaron de operar en Argentina
Se complica más la situación de Garbarino: casi no tiene mercadería, no paga y el enojo de los clientes se multiplica en las redes
Ajuste fiscal: el déficit de la primera mitad del año fue sólo 0,5% del PBI y el Gobierno ganó margen para gastar antes de las elecciones