La «cruz de la muerte» amenaza con poner en peligro la carrera alcista de Bitcoin antes de la reunión de la FED


Bitcoin (BTC) se tambaleó en torno a los $40,000 mientras los inversionistas esperaban que la Reserva Federal publicara su nuevo conjunto de proyecciones económicas el miércoles.

La atención del mercado se centró en dos preguntas importantes: ¿señalarán los funcionarios del banco central de Estados Unidos sus intenciones de subir los tipos de interés en 2023, en lugar de 2024? ¿Y cuánto creen que aumentará la inflación en lo que queda de 2021 y el año siguiente?

Taper tantrum

En marzo, en la última proyección de la FED, 11 funcionarios del Comité Federal de Mercado Abierto (FOMC) acordaron mantener los tipos de interés cerca de cero al menos hasta 2023. Eso sugería un endurecimiento de la política monetaria de la Reserva Federal en 2024. También implicaría que la FED podría recortar su programa de compra de activos de $120,000 millones de dólares antes de lo previsto.

Las perspectivas de «taper tantrums» a medio plazo también han aumentado debido a las últimas lecturas del índice de precios al consumo (IPC), el indicador preferido de la FED para medir la inflación. Los datos del IPC de abril mostraron que la inflación subió al 4,2%. Mientras, en mayo, subió al 5% por primera vez desde el año 1992.

Sin embargo, la Reserva Federal desestimó los dramáticos repuntes de la inflación diciendo que son de naturaleza «transitoria». El banco central se ha comprometido a esperar hasta que vea que las tasas de inflación se mantienen cerca de niveles más altos antes de anunciar recortes de tipos. Las proyecciones del miércoles indicarán cuánto esperarán los funcionarios para el próximo tapering. 

El mayor crecimiento y las perspectivas de inflación hacen más probable una subida de tasas en 2023. Fuente: Bloomberg

David Tawil, presidente de ProChain Capital -un fondo de criptoactivos multiestrategia con sede en Nueva York-, cree que el sentimiento de la Reserva Federal de mantener intactas sus políticas expansivas cambiará tras la reunión del miércoles del FOMC.

«Como siempre, la declaración de la FED después de la reunión va a [ser] analizada cuidadosamente por los analistas», le dijo a Cointelegraph.

«Sin embargo, es probable que, incluso según la lectura más conservadora, la FED se quite el sombrero ante el bajo desempleo y el crecimiento, e indique un movimiento hacia la reducción de la compra de bonos y la subida de las tasas».

Perspectivas alcistas para Bitcoin

Las proyecciones de subida de tarifas dan a Bitcoin al menos dos años para continuar su carrera alcista antiinflacionaria.

La criptomoneda de referencia surgió como una estrella después del desplome del mercado global de marzo de 2020, liderado por los temores de que las políticas de flexibilización cuantitativa de la FED, junto con los billones de dólares de ayuda de estímulo del gobierno de EE.UU. a los estadounidenses, minaran el apetito de los inversores por los bonos del gobierno y el dólar estadounidense.

El par BTC/USD saltó desde su mínimo de mediados de marzo de 2020 de $3,858 hasta un máximo de $64,898 en abril de 2021, un 1,582% más. Mientras tanto, el rendimiento de los bonos del Tesoro de EE.UU. a 10 años se disparó del 0,36% en marzo de 2020 al 1,774% en marzo de 2021. Los rendimientos se mueven de forma inversa a los precios de los bonos.

El índice del dólar estadounidense, que mide la fortaleza del billete verde frente a una cesta de las principales monedas extranjeras, cayó un 9,48% en el mismo periodo. El mercado de bonos y el dólar se han recuperado últimamente gracias a las sólidas proyecciones económicas en Estados Unidos tras la reapertura.

Mientras tanto, Bitcoin ha caído más de un 25%, en parte por los tweets anti-Bitcoin de Elon Musk y el FUD regulatorio.

Bitcoin (naranja), índice del dólar estadounidense (azul) y rendimiento del Tesoro a 10 años en 2020 y 2021. Fuente: TradingView.com

Nick Spanos, fundador del Bitcoin Center NYC, señaló que el aumento de la inflación, junto con los esfuerzos de la FED para mantener los tipos de interés cerca del actual 0,25%, da a Bitcoin amplias oportunidades para reanudar su carrera alcista.

Esto también se debe a que otros refugios tradicionales, como los bonos del Estado, ofrecen rendimientos históricamente más bajos. Al mismo tiempo, Bitcoin promete una mayor tasa de crecimiento.

Spanos dijo:

«Tras la publicación de la Fed Dot Plot de hoy, veo una reacción temporal en el mercado de criptomonedas con un repunte del precio de Bitcoin. Sobre la base de este fundamental, volver a probar el nivel de $45,000 parece más probable, en los próximos días.»

Tawil también presentó una perspectiva alcista para Bitcoin, señalando que los inversores seguirían mirando a la criptomoneda como su «vuelo a la seguridad» contra una mayor inflación.

«Si los críticos legislativos y las personalidades famosas pueden mantener sus bocas cerradas con respecto a Bitcoin (que probablemente no pueden), Bitcoin podría hacer una carrera por $75K a finales de año», dijo.

La cruz de la muerte se avecina

Las configuraciones técnicas en los gráficos de Bitcoin no están de acuerdo con los analistas alcistas.

Por ejemplo, el par BTC/USD ha encontrado recientemente una mayor presión de venta en el rango de $40,000-42,000. Como resultado, los traders tratan con aprensión la zona como su señal para asegurar las ganancias a corto plazo, arriesgándose así a descensos hacia el siguiente punto de soportes alrededor de $35,000, $32,000 y $30,000.

Mientras tanto, la media móvil simple de 50 días de Bitcoin (SMA de 50 días; la onda azul) insinúa un cierre por debajo de su media móvil simple de 200 días (SMA de 200 días; la onda azafrán). Dicho cruce se denomina Cruz de la Muerte – un indicador notorio por predecir caídas de precios avanzadas en los mercados financieros.

Bitcoin insinúa una continuación bajista por el temor al cruce de la muerte. Fuente: BTCUSD en TradingView.com

«Siempre que se produce una Cruz de la Muerte, Bitcoin experimenta una caída más profunda», señaló Rekt Capital, un analista de mercado. «En 2014, una Cruz de la Muerte precedió a una caída extra del -71%. En 2017, una caída extra del -65%. [Y], en 2019, una caída extra del -55%».

El trader añadió que los cruces de la muerte siguen siendo una predicción, no un escenario, insinuando que el precio de Bitcoin podría recuperarse al alza a pesar de la aparición del indicador bajista en las próximas sesiones.

Sigue leyendo: